Como hacer DESTILACION SECA DE LA MADERA

Como hacer DESTILACION SECA DE LA MADERA

Las circunstancias actuales por que atraviesa el mundo, me incitan a apartarme un poco de la norma que se ha seguido en esta sección, para tocar temas más profundos, pero que de ser posible para mis estimados "hobbistas" llevarlos a la práctica – cosa que no dudo – habrán dado un gran paso para ayudar a la independencia de la economía nacional a la par que facilitarán la creación de nuevos centros industriales con el consiguiente aumento del bienestar colectivo.
Esta industria, por sus características especiales, hace un poco difícil la tarea de explotación. Dicha característica es que se debe trabajar al pie de los montes que se están talando; pues de otro modo, la falta de caminos y las distancias a veces enormes que se deben recorrer con los troncos recién cortados, hacen onerosa su explotación.
Pero, se me ha ocurrido, y aquí está la parte donde se justifica el párrafo anterior, "…pero de ser posible…” que esta dificultad pueda ser salvada y no con grandes capitales como podría pensarse, sino con muy poco.
Se trata de efectuar entre varias personas una especie de consorcio, pero no en la forma común de unir sus capitales, sino sus esfuerzos.
Como ya he dicho, es muy caro llevar la madera a la planta de destilación – entonces lo ideal sería llevar el equipo de destilación cerca del lugar en que se está talando.
Claro está que sería utópico pretender llevar las grandes calderas y demás instalaciones necesarias de un equipo industrial, pero aquí interviene el consorcio a que me he referido. La idea es que cada uno o entre varios aúnen sus esfuerzos y monten una calderita de una pequeña capacidad, por ejemplo de un metro cúbico, junto con el hogar y aparato destilador sobre ruedas de modo que sea fácilmente transportable.

A medida que se va talando, sobre zonas perfectamente delimitadas, se troza la madera y se destila allí mismo. Los productos de destilación recogidos se envían entonces a una fábrica rectificadora central donde se trabajarían los productos de todos los equipos.
Como se podrá notar, es mucho más factible transportar, por ejemplo, una tonelada de líquido de destilación que toda la madera necesaria como para obtener este líquido.
Como es sabido, a fin de poder continuar siempre el trabajo, hay que plantar árboles a medida que se van cortando los grandes a fin de repoblar.
En nuestra República, tenemos zonas boscosas de suma importancia, en las que abunda el quebracho blanco y rojo, las coniferas, el algarrobo, el lapacho, etc., todos ellos muy buenos para esta industria.
En cuanto a los principales productos que se obtienen de la madera, son los siguientes: Los gaseosos que se utilizan para calefacción, mandándose por lo regular al hogar de la misma caldera para que al quemar, ahorre combustible; los líquidos, de donde se obtiene alcohol metílico, ácido acético y acetona; el alquitrán, de donde se obtienen varios productos como el guayacol y la creosota; y por fin, queda residuo de carbón muy estimado para la fabricación de pólvora. Este carbón se suele utilizar también como combustible en las mismas plantas de destilación.
Según una destilación primaria de una duración de tres horas, de 8 kilos 400 grs. de quebracho blanco procedente de Córdoba, de tres meses de estacionamiento, se han tenido los siguientes resultados:
Substancias líquidas con un porcentaje de 2,96 por ciento de acético: 3,630 lts Substancia alquitranoso:0,110 Kg.
Carbón: 2,400 Kgs
Se hace presente que no se han determinado los gases desprendidos por no interesar. La temperatura máxima alcanzada ha sido de 285° C a las 2 horas de destilación.
Se ha comprobado en la destilación de la madera, que se produce en tres etapas sucesivas, a saber:
1°) Desde 0 a 170° C. En esta primera etapa destila toda el agua que la misma contiene, como así también se verifica una pequeña descomposición de la misma. Es comprensible entonces que, utilizándose maderas estacionadas y secas, se pase más rápidamente esta primera etapa negativa y por lo tanto exista economía de combustible.
2°) En esta segunda etapa, se llega hasta 270° C., desprendiéndose entonces los productos gaseosos principalmente óxido y anhídrido carbónico y por fin comienza el destilado acuoso.
3°) En esta etapa, que comienza arriba de 270° C., se desarrolla una viva reacción exotérmica capaz ella sola de producir el calor necesario para terminar la destilación. Predomina en esta etapa la producción de alquitrán, hidrocarburos e hidrógeno, desapareciendo los compuestos oxigenados.
Tiene gran importancia el calentamiento uniforme de las retortas de destilación.

 

.:

Destilando a altas temperaturas y en forma rápida, aumentarán las fracciones gaseosas disminuyendo el ácido acético y carbón. En cambio con un destilado más lento y aumentando la temperatura en forma gradual, se obtendrán más productos de condensación y menos gases.
Comencemos haciendo un ensayo en pequeña escala.
Hagamos una calderita de chapa de hierro más o menos como la de la figura con un tubo de desprendimiento en forma de cuello de cisne, de preferencia de cobre que enlaza con un barrilete de madera.
Este barrilete tendrá tres tubuladuras: la primera que enlaza con la retorta de destilación; la segunda con el refrigerante y la tercera, mediante un tubo con otro barrilete análogo destinado a separar los alquitranes.
De la parte inferior de la retorta se "enlaza por un tubo de desprendimiento a este último barrilete. Por aquí destilan las breas.
Los gases en este caso los dejaremos desaparecer en la atmósfera.
Con el croquis N° 1 creo que no habrá dificultad alguna ,en construir el aparato descripto, dejando los detalles para que los resuelvan, los "hobbistas", de acuerdo a sus posibilidades.
Si se desea aún hacer algo más sencillo, se puede preparar una pequeña retorta como la indicada en el croquis N° 2, la cual consta de una calderita de hierro con tapa abulonada de cierre hermético. Esta tapa tiene un tubo de desprendimiento también de hierro, el que puede ser soldado ó simplemente ajustado con tuerca y contratuerca.
Los productos destilados se recogen en un recipiente.
A fin de separar el líquido de los alquitranes, se deja decantar durante varios días y luego mediante un sifón se separan las dos capas.
A fin de que haya menos pérdidas, una vez separada la parte acuosa, se vuelve a recoger otras sucesivas destilaciones sobre el mismo recipiente con lo que se junta todo el alquitrán quedando poca sustancia acuosa.
En el próximo número veremos el ulterior tratamiento para obtener de éstas, los distintos productos. Es necesario obtener, por lo menos 20 litros de líquido antes de dar comienzo a la rectificación

 

Te gustan los articulos? Ahora puede comprar las revistas digitales!