Como hacer CAÑOS de barro o ARCILLA (1 de 3)

Por: MIGUEL ANGEL SEGOVIA

Aunque bajo el título que encabeza estas líneas empleamos el término vulgar de caños de barro, en realidad debemos decir caños de fres o caños de arcilla, según la materia empleada en su confección, pues el barro no entra en la nomenclatura técnica de la cerámica. Hecha esta aclaración, diremos, a manera de preámbulo, que la cerámica también llamada la industria de la arcilla, puede considerarse en nuestro país en estado embrionario todavía, pese a contar entre nosotros con algunas manufacturas de productos de fácil aceptación y en vías de promisor desarrollo. Pero estas manufacturas son tan pocas que sobran para contarlas, los dedos de la mano. Si se tiene en cuenta que por el puerto de Buenos Aires solamente, en un renglón de construcciones (por citar tan sólo un rubro), se importan del extranjero 40.000.000 ¡cuarenta millones de azulejos!, por año, se comprenderá cuán inmenso campo de explotación tenemos por delante, y que conste que contamos en nuestra tierra argentina con grandiosos yacimientos de ricos caolines, cuarzos y feldespatos, base fundamental e indispensable para la fabricación de las mejores porcelanas; yacimientos vírgenes que en reposo milenario esperan todavía los técnicos capacitados y los capitalistas de clara visión para que inicien su explotación industrial.

El artículo que hoy dedicamos a la fabricación de caños de barro, nos parece interesante por ser ellos de uso práctico en la construcción de la vivienda, resultando un material de gran consumo del cual no se puede prescindir en la construcción de desagües sanitarios, tuberías de drenaje, conductos de humo y hasta en las canalizaciones subterráneas para el paso de cables eléctricos de luz y fuerza y conductores telefónicos, etc.

fabricacion de caños de barro 1

fabricacion de caños de barro 1

Preparación de las pastas. —

Las pastas empleadas en esta fabricación deben ser plásticas a fin de que se puedan moldear fácilmente y resulten bastante compactas en la cochura.

Según la calidad de los caños que se deseen fabricar y el uso a que se destinen, puede emplearse la pasta usada para tejas y baldosas coloradas, que resulta poco porosa y de gran resistencia una vez cocidas, pudiendo usarse también arcillas plásticas que contengan fundentes calcáreos, o hacerse mezclas de arcillas y margas que den a la pasta características especiales.

Si se desea fabricar caños de una mayor resistencia y mejor calidad, se emplea entonces el “gres” en el cual, según su naturaleza y calidad, pueden encontrarse todos los grados intermedios de porosidad comprendidos entre las tierras cocidas o las losas y los “gres” completamente impermeables sin cubierta de vitrificación, tales como el material que se emplea para, hacer los porrones destinados a envasar ginebra o porrones para agua caliente y algunas vasijas y utensilios de mesa o cocina.

La fabricación de “gres” exige, como primera condición, preparar una pasta susceptible de vitrificar ligeramente por la cochura entre 1200 y 1300 grados centígrados. Esta pasta, convenientemente desgrasada; es decir, a la cual se le ha agregado cierta cantidad de productos cerámicos cocidos y reducidos a polvo, debe tener una plasticidad suficiente que la haga fácil al moldeo y seque con facilidad. Condición necesaria en la faz comercial para que el producto sea aceptable y resulte a bajo precio.

En las canteras de Sierras Bayas — provincia de Buenos Aires—existe un yacimiento de arcilla de coloración gris azulado, que por su contenido en óxido de hierro y sílice resulta excelente para mezclar con arcillas blancas y producir un “gres” de buena vitrificación. Estas arcillas contienen álcalis combinados con óxido de hierro, sílice alúmina, cal y magnesia. Por lo general, resulta ventajoso siempre mezclar varias arcillas aunque se tenga el caso de que una sola contenga la composición química necesaria aproximada, pues las mezclas producen una mejor afinidad del material y otra serie de ventajas.

A falta de las arcillas mencionadas se pueden usar arcillas refractarias a las que se le agregan fundentes alcalinos tales como feldespatos molidos o arenas feldespáticas que pueden dar verdadero “gres” para producir excelentes caños.

fabricacion de caños de barro 2

fabricacion de caños de barro 2

Malaxado. —

Antiguamente se acostumbraba preparar las pastas por el moldeo o el torno colocando las arcillas destinadas a formar la pasta, en grandes bateas donde con la conveniente adición de agua entraban uno o varios hombres con los pies descalzos y pisaban el barro para darle por este procedimiento homogeneidad y consistencia a la masa. Aunque esta práctica no es comercial en nuestros tiempos suele, usarse todavía en algunas regiones de Europa. Actualmente el malaxado se hace a máquina, siendo uno de los tipos más usados el malaxador vertical, figura 1. Este aparato, constituido por un tambor de hierro cilíndrico con un eje central de acero provisto de paletas que dispuestas en forma de hélice dan al girar un sentido de penetración en la pasta labrando una especie de rosca que la comprime y la obliga a descender. El aparato tiene en la parte inferior un orificio de salida y es accionado por motores eléctricos con reducción de velocidad.

Como hacer CAÑOS de barro o ARCILLA (1 de 3)

¿Te gustan los artículos? ¡Descarga ahora 270 proyectos en formato PDF!

Un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *