Como hacer – TRABAJOS DE PLOMERIA (2 de 2)

Ya hemos dicho que el plomo puro funde a 327° C., de manera que para soldarlo usaremos una aleación de mucho más bajo punto de fusión, para así eliminar en gran parte el peligro de que los sanos a soldar se ablanden por el calor antes que la aleación; en consecuencia, usaremos una soldadura del tipo “estaño-plomo” al 60 %, que funde aproximadamente a 180° C., y que es fácil de adquirir en cualquier ferretería de barrio.

Los caños de conducción de agua y los de desagües de piletas e inodoros, son de paredes resistentes y de espesores que varían entre los 2 y 3% milímetros, de manera que en base a estas cañerías pondremos algunos ejemplos de soldaduras.

Como primer trabajo vamos a empalmar un caño de conducción de agua de un diámetro de tres cuartos de pulgada, destinado a una prolongación cualquiera. Si se trata de una instalación en funcionamiento, lo primero que hacemos es cortar el agua corriente cerrando la llave de y abriendo las canillas intermedias para que no quede agua dentro del conducto; luego, con la sierra de plomero 11 otra apropiada, cortamos el caño en el lugar elegido. Como los caños a empalmar son del mismo diámetro, y para asegurar una buena unión debe entrar un poco uno dentro del otro antes de soldarlos, el extremo que va a recibir al otro debe agrandarse en forma cónica, para lo cual nos valemos del trompo introduciéndolo de punta en el caño tal como indica la figura, y golpeando con el mazo con la debida precaución para no abrir demasiado o romper el caño. El otro extremo que se va a entubar en este ensanchamiento debe ser convenientemente afinado en sus bordes por medio de la escofina, conseguido lo cual se enchufa uno dentro del otro y con el pisón de madera se golpean los bordes ensanchados para que se amolden sobre el perfil exterior del caño enchufado. En esta forma se aprisiona y sujeta bien un caño con otro.

Fig.- Como hacer – TRABAJOS DE PLOMERIA (2 de 2)

trabajos de plomeria 2

trabajos de plomeria 2

Hasta aquí hemos hecho el trabajo preliminar al de la soldadura, así es que ha llegado el momento de los preparativos para efectuar la misma conforme a las indicaciones que damos a continuación: encendemos la lámpara de soldar y graduamos la llama de manera que no sea muy fuerte como consecuencia de demasiada presión; tampoco debe ser tan débil que resulte una llama luminosa, sino una llama azul y rojo anaranjada en parte. Tendremos a mano un trozo de estearina o vela del mismo producto y un trapo de tejido apretado o loneta del tamaño de un pañuelo, que doblaremos en cuatro. Dirigimos la llama de la lámpara sobre la estearina y dejamos que gotee sobre el paño para que penetre un poco en el tejido.

Con la mano izquierda sostenemos la lámpara, y la derecha libre tendrá que atender alternativamente el trapo, la estearina y la soldadura. Principiamos caldeando ligeramente el caño en su lugar de empalme, y, como para que la soldadura agarre es necesario que el metal esté libre de impurezas, pasamos la estearina sobre la superficie caldeada para decaparla (limpiarla de óxidos); luego tomamos 1a soldadura de estaño y dirigimos la llama de la lámpara sobre la misma junto al caño. Cuando observamos que la soldadura ablanda para empezar a fundir, tocamos con la barra de Ir misma el caño caldeado, y si la temperatura adquirida por este último es apropiada, veremos que la soldadura se queda pegada en pedazos pequeños, que se desprenden de la barra; dejamos ésta un momento y tomamos el paño, sosteniéndolo con el pulgar sobre la palma de la mano; en estas condiciones lo podemos usar para alisar el estaño de la soldadura sobre el lugar de unión, como si se tratara de modelar la misma superficie con masilla. Esto se hace paseando siempre la llama de la lámpara de arriba abajo y alrededor del caño; nunca teniendo la llama fija sobre un mismo punto, pues el calor debe cubrir toda la unión alrededor del caño y no durar más de lo indispensable, de manera que cuando se ve que ablanda demasiado la soldadura, debe suprimirse, pues de lo contrario podría fundir el caño.

Fig.- Como hacer – TRABAJOS DE PLOMERIA (2 de 2)

trabajos de plomeria 3

trabajos de plomeria 3

Cuando se trata de empalmes en T se usa la herramienta de la fig. 5, y cuando se ha practicado la perforación en grado suficiente, con ayuda de la pinza para ensanchar caños se agrandan un poco los bordes formando una pequeña pestaña hacia afuera; después tratamos el otro caño con el trompo para darle el ensanchamiento necesario y acomodar el perfil con la curva del caño B, en forma de que abarque un tercio de la circunferencia, y para terminar procedemos con las mismas normas dadas para el primer trabajo. Para que nuestros lectores puedan hacer sin inconvenientes cualquier trabajo de esta naturaleza, no deben olvidar que la acción de la temperatura no debe prolongarse más de lo indispensable.

Como hacer – TRABAJOS DE PLOMERIA (2 de 2)

¿Te gustan los artículos? ¡Descarga ahora 270 proyectos en formato PDF!

Un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *