Como hacer – trabajar con FIBRO CEMENTO

Elección de las hojas

El fibro-cemento, que se ofrece en el comercio bajo diversos nombres de fábrica, se compone con un mortero de cemento y de amianto que se comprime entre placas de metal pulido y por medio de prensas hidráulicas. De este procedimiento que hemos explicado en forma esquemática, resultan unas chapas de material, delgadas, duras, resistentes.

Estas chapas suelen tener 1 metro, 2, 2,50 ó 3 metros de largo, en anchos de 1, 1,20 ó 2 metros. Entre estos tamaños se elige el más adecuado para el objeto que se persigue, cuidando que haya el menor desperdicio de material que sea posible, y que el número de cortes a hacer sea también lo más pequeño posible.

Los espesores en que se ofrecen estas placas son también bastante variados: las de 4 a 6 milímetros de espesor son prácticas para techos, tabiques, divisiones, y necesitan soportes cada 30 ó 40 centímetros.

Las placas de 7 a 8 mms. de espesor sirven también para techos y divisiones interiores, y llevan soportes cada 60 cms.

Las de 10 a 12 mms. de espesor se utilizan para tabiques exteriores, soportes de mesa, etc.

Las de 16 a 20 mms. se utilizan en zócalos, tableros eléctricos, etc..

No hay que olvidar que el fibro-cemento es relativamente frágil. Resiste muy bien a los agentes exteriores y a la intemperie. En igualdad de espesor, aisla del frío y del calor mejor que la pizarra o el barro cocido.

Como hacer – trabajar con FIBRO CEMENTO 1

Como hacer – trabajar con FIBRO CEMENTO 1

Corte de las hojas de fibro-cemento

Para esta operación hay dos métodos entre los que se debe elegir de acuerdo al espesor de la hoja que haya que cortar.

Para dividir una hoja de 4 a 7 mms., se le hace una ranura, para lo que se usa una regla y un instrumento con una punta afilada (fig. 1). Se apoya la ranura contra una arista de ángulo vivo, y se ejerce presión hasta separar las dos partes (fig. 2).

Como hacer – trabajar con FIBRO CEMENTO 2

Como hacer – trabajar con FIBRO CEMENTO 2

En cuanto a las placas de 8 a 20 mms., se cortan con sierra, sea de mano, sea circular, o con serrucho. En estos casos hay que contar una pérdida de 5 mms., y se debe trabajar con sierras para maderas duras.

Trabajo mecánico del fibro-cemento

El fibro-cemento se perfora con taladro o berbiquí, con mechas helicoidales.

Se le cepilla con el cepillo común de. carpintero, pero previamente se debe dar vuelta la hoja.

Para desgastarle se utiliza una lima y una raspa. Es conveniente emplear en él herramientas con bastante uso, pues el fibro-cemento gasta rápidamente los filos, o la parte mordiente de las limas.

Para pulirlo se le pasa papel esmeril o de lija, y se determina con papel de lija fino. Se trabaja siempre en el mismo sentido.

Como hacer – trabajar con FIBRO CEMENTO 3

Como hacer – trabajar con FIBRO CEMENTO 3

Cómo se fijan las hojas de fibro-cemento

Las placas delgadas, hasta 5 mms., pueden ser simplemente clavadas, sin necesidad de preparar agujeros con anticipación para el paso de los clavos; cuando el espesor es mayor, es conveniente aplicar ese método, recurriendo entonces al berbiquí. Eh este caso se recomienda fresar ligeramente el orificio para dar alojamiento a la cabeza del tornillo o del clavo que se utilice. Se usan las mismas mechas que para taladrar metal, o sea las helicoidales. Los orificios no deben estar demasiado cerca de los bordes del fibro-cemento.

Para la colocación de divisiones, se utilizan clavos o tornillos de cobre; para techo, en cobre o en latón.

Debe prestarse la mayor atención al siguiente hecho: las placas planas, son frecuentemente destinadas a fijarse contra estructuras susceptibles de deformarse o variar con los cambios de temperatura. Aunque su fijación tenga el juego necesario para permitir esos movimientos de la estructura sin que resulten perjuicios inmediatos para este material, el uso de clavos siempre terminará por provocar resquebrajaduras, de modo que en general es preferible el uso de cualquier sistema de pinzas para fijar el contorno de las placas.

Para su fijación se deben utilizar tornillos de cabeza chata, colocados holgadamente en orificios con fresadura.

Como hacer – trabajar con FIBRO CEMENTO 4

Como hacer – trabajar con FIBRO CEMENTO 4

Cubiertas de fibro-cemento

El fibro-cemento acanalado es el material por excelencia para recubrir construcciones ligeras, porque reúne, entre otras ventajas, su rigidez en el sentido longitudinal que permite una reducción máxima de la parte de carpintería destinada a soportarlo.

Para fijar estas chapas en forma de canaleta se utilizan clavos de latón o hierro galvanizado, poco susceptibles al enmohecimiento, cuyas cabezas deben colocarse en la parte superior de cada canaleta, como lo indica la figura 3.

Después de haber determinado la dirección -de los vientos de lluvia (en la figura 4 hemos supuesto que éstos vienen de la derecha), se coloca primero la placa 1 (fig. 4), de modo que la onda completa sobresalga con respecto a la pared, y que la media onda quede hacia el lado de adentro.

Se fija sobre los maderos C y B por medio de 2 tornillos colocados en la parte superior de la primera onda.

Se corta la esquina superior izquierda de la segunda placa, y se la coloca de modo que su primera ondulación venga a recubrir la media onda en que termina la primera placa (figs. 3 y 4). Se sigue del mismo modo con todas las placas de la primera fila fijándolas por medio de dos tirafondos o bulones, a los maderos Cy B.

Para la segunda fila se coloca la placa 3, después de cortar su ángulo inferior derecho, manteniendo un recubrimiento horizontal entre las dos hiladas. Las ondas de la placa 3 deben estar exactamente en la prolongación de las de la placa 1. Se continúa así hasta terminar la segunda fila, teniendo cuidado de cortar a cada placa el ángulo inferior derecho.

Si el techo llevara más de dos hilados de placas, la 4 y las siguientes deben tener el ángulo superior izquierdo cortado. Notemos que no es necesario cortar el ángulo superior izquierdo de las placas de la fila superior, que queda junto al caballete del tejado. La parte superior de estas placas se sostiene con los mismos bulones o tirafondos que mantienen el caballete en su lugar.

A pesar de la gran resistencia de estas placas acanaladas, no hay que andar sobre techos formados con ellas sin tomar precauciones: es necesario utilizar un tablón o una escalera colocada en la forma indicada por la figura 5.

Como hacer – trabajar con FIBRO CEMENTO 5

Como hacer – trabajar con FIBRO CEMENTO 5

Terminación

El fibro-cemento se puede lustrar frotándolo enérgicamente, después de un lavado con agua jabonosa caliente, y utilizando un cepillo de cerda dura. Se le trata con encáusticos líquidos o en pasta, como a un parquet.

No necesita preparación previa para ser pintado con soluciones acuosas, tales como el silexoro o los polvos de casina.

Para pintarle al óleo se le trata como a los revoques de mortero de cemento: primero se le pasa un agua adicionada de algunas gotas de ácido sulfúrico por litro, y se le deja secar, o bien se le da una mano de barniz al alcohol. También se le puede aplicar directamente las pinturas grasas especiales para cemento.

Como hacer – trabajar con FIBRO CEMENTO

¿Te gustan los artículos? ¡Descarga ahora 270 proyectos en formato PDF!

Un comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *